Septiembre 2010

INFORME DE AMBROSIO.

Estamos en Dindefelo, comunidad rural situada a 45 kilómetros y dos horas de coche desde Kedougou. Como de costumbre, y para hacer bien el trabajo que me ha confiado YAKAAR AFRICA, organizo una visita de cortesía a las autoridades de pueblo, como son el jefe del pueblo y sus consejeros y el enfermero jefe del puesto de la misma localidad, todo ello para informar de los objetivos de YAKAAR AFRICA en Dindefelo. También se organizó una reunión con todas las mujeres del pueblo, Todas estaban muy contentas y han apreciado el proyecto. Todos han rezado para su buen término.

Tengo que precisar que la huerta pertenece a todas las mujeres de Dindefelo. Pero como era pequeña no podían trabajar todas las mujeres, siendo esta la razón por la que sólo trabajaban 34. A día de hoy todo el pueblo está muy, muy contento por lo que ha hecho la Asociación YAKAAR AFRICA de ampliar la huerta hasta 200 metros de largo por 150 de ancho. Ahora todas las mujeres de Dindefelo pueden trabajar allí. Se constata una buena organización de las mujeres del pueblo que están agrupadas en Agrupaciones de Interés Económico (GIE) lo que en principio facilita mi trabajo en Dindefelo. Hay 9 GIEs y hay una comunidad de gestión de todas las mujeres en la cual todas las GIEs están representadas para la buena gestión del proyecto.

 

INFORME DE DEMBA

Ha habido un retraso en los trabajos de la huerta, porque el formador en materia de agricultura que debía venir de Kedougou, tenía su calendario muy sobrecargado, y, como ahora estamos en la época de lluvias y en esta zona llueve mucho, es imposible trabajar en la huerta. Para no perder el tiempo y poder sacar algo, las mujeres han trabajado la huerta para plantar arroz, cacahuetes, pepinos. gombos, berenjenas amargas. Han plantado ya el arroz y los cacahuetes por lo que les queda por plantar el resto de semillas. El cerramiento está bien hecho y el material de la huerta preparado. Toda la población se lo agradece a YAKAAR AFRICA.

El problema es la disponibilidad del chico que tenía que venir para formar las mujeres, allí todo el dinero está ya, para comprar las semillas, por la formación que tarda, el chico había dicho de esperar el final de las lluvias o hacia septiembre para empezar porque está lloviendo mucho para poder hacer una huerta, nosotros replicamos que por lo menos hacer algo para aprovechar del terreno y de eso, decidieron de empezar a cultivar lo que ha dicho Ambrosio. Son proyectos muy importantes para ellos, ya lo saben casi todos pero el ritmo nuestro y de ellos no es el mismo , estaremos con toda la paciencia del mundo para ayudarles y a seguir explicando el bueno de lo que estamos haciendo y a veces decirles que vamos a llevar el proyecto en Casamance porque allí estamos mas seguro que algo saldrá de tierra.

 

Share